Mundialito 2018: Don Bosco, de participante a protagonista

Cuerpo técnico y jugadores de Don Bosco celebran la clasificación | Foto: Juan Andrés Flores

Este miércoles se llevarán a cabo las semifinales del Mundialito de los Pobres 2018. El Vecino, Simón Bolívar, Perezpata y Don Bosco son los cuatro mejores elencos que ocuparán el podio de la presente edición.

De dichos elencos, Simón Bolívar y Don Bosco son los únicos elencos que no han levantado el trofeo de campeón. A continuación un breve análisis de los semifinalistas del Mundialito de los Pobres 2018.

El Vecino

En cuartos de final, con un contundente 7-2 dejaron en el camino a Medio Ejido. Los dirigidos por Pablo Moscoso han despertado  en el momento indicado y con un nivel cada vez más convincente y vistoso que ilusiona a su afición están entre los cuatro mejores del torneo.

Ordoñez, Arévalo, recordando sus inicios en Cristo Rey, armaron una dupla demoledora que junto a Masías complementan un juego ofensivo capaz de vulnerar a cualquier defensa rival.

Simón Bolívar

Por la estructuración del plantel, siempre fueron candidatos. Su goleada 13-2 sobre Carlos Tosi tan solo ratificó una vez más que es el gran protagonista de este 2018. Con un juego colectivo y poderío ofensivo envidiable “el resorte” Bustos sobresale como su principal figura.

Aunque el juego aéreo del plantel no es el fuerte, debido a la estatura de los jugadores, la velocidad se ha convertido en su arma letal y con un juego casi de memoria, su delantero Raúl Crespo es quien capitaliza el “trabajo sucio” de sus compañeros.

Perezpata

La espina clavada de la pasada edición aún está latente. Si bien su potencial no puede compararse con el plantel del 2017, cuenta en sus filas con jugadores como Simistierra, Pérez quienes ya saben lo que se necesita para coronar en el Mundialito.

Don Bosco

El invitado no programado continúa haciendo historia. Tras dejar en el camino a dos históricos, Ciudadela del Joyero y San Roque, el equipo salesiano dejó su cartel de participante y se convirtió en protagonista. Orellana y Alcívar son sus principales cartas de presentación de un equipo que basa su potencial en el juego colectivo.